Las regiones también hacen oír su voz en la Semana del Clima de Naciones Unidas

No con los mismos altavoces y repercusión que los líderes de “Fridays for Future” y peculiarmente que la adolescente Greta Thunberg, pero el movimiento regional también hizo oír su voz en la Cumbre sobre el Clima de Naciones Unidas, que el pasado 23 de septiembre empezó en Nueva York. 

El día 24 de septiembre, en el marco del Foro de Gobiernos Locales y Regionales, el presidente de CONGOPE, Pablo Jurado, en nombre de ORU Fogar, y el prefecto de Azuay, Yaku Pérez, en nombre de Regions4, volvieron a remarcar el papel que los gobiernos intermedios deben tener en la implementación de los ODS. Ambos afirmaron que, para combatir la situación ya no de crisis, sino de emergencia climática, no pueden actuar sólo los estados centrales, sino que se tiene que contar con las regiones, las ciudades e “incluso con las parroquias” apunto el presidente de CONGOPE.  Pablo Jurado y Yaku Pérez señalaron que, si en buena parte no se consiguen los objetivos del Acuerdo de Paris, es porque la gobernanza actual no cuenta suficientemente con el territorio. Pablo Jurado señaló también que las regiones y las ciudades podían canalizar mejor que nadie el ímpetu y el compromiso demostrado por los jóvenes en este tema.

La Cumbre ha dejado algunos buenos datos. Así, 77 países se han comprometido a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero a cero para el año 2050, mientras que 70 han anunciado que impulsarán sus planes de acción nacionales para 2020. Doce países desarrollados han comprometido recursos para el Fondo Verde, que debe permitir impulsar proyectos en países en vías de desarrollo y que, ORU Fogar, siempre ha reclamado que pudiera ser gestionado por regiones.  Además, cien de los líderes empresariales importantes han anunciado medidas para trasladar sus grupos hacia una economía verde.

En Nueva York, sin embargo, también se evidenciaron algunos fracasos, entre otros, la ausencia de Estados Unidos, el cual ya se retiró del Acuerdo de París, o la falta de concreción en las medidas reales para conseguir reducir las emisiones de carbono a cero para 2050. India, China y Turquía, por su lado, no se han comprometido a abandonar el carbón; y muchos de los países que se han comprometido no saben cómo concretar esta reducción de energías no renovables. En este punto debe situarse la llamada del mundo regional a la coordinación y a contar con los esfuerzos de todos, en favor de medidas estructuradas con participación de los distintos actores y gobiernos. 

 

https://www.un.org/en/climatechange/

 

Newsletter

Recibe nuestras últimas noticias...
Please wait

© All rights reserved ORU. Barcelona 2019